Noticias

 

El Ayuntamiento de Muskiz ha solicitado a la Diputación Foral de Bizkaia la implantación de las regulaciones que se han expuesto en el estudio realizado en la carretera la BI-2701 a su paso por la Avenida Antonio Trueba y el barrio de Santelices para la regulación y control del trafico en dicho tramo. Acciones que se unen a la llevada a cabo hace cuatro años en la entrada al barrio de Santelices dirección Bilbao con la instalación de un semáforo.

Una de las primeras soluciones en dicho tramo de carretera que esta unido con una curva cerrada y de escasa visibilidad, va a ser la colocación de un semáforo pulsador. En el primer tramo de la recta se ubica un paso peatonal que permite la conectividad con el barrio Cendeja, donde se encuentra el ascensor panorámico. Por ello, la colocación de un semáforo y de señalización vertical en dicha zona ayudará a reducir la velocidad de los vehículos a su paso por un tramo de comercios y viviendas.

La segunda medida a tratar va a ser la del paso peatonal que se encuentra en el otro tramo de la recta, próxima a la curva y que da continuidad a la calle Giba Fregenal. Este paso, carece principalmente de acera en uno de sus lados, en el que se ubica la fuente Giba y en el otro, no conecta directamente con la acera peatonal anexa a la carretera. Por ello, en este punto, el consistorio propone el rebaje de la acera existente en el barrio de Santelices, para ubicar el paso peatonal y dejar una zona de espera para el peatón además de las señalizaciones pertinentes.