Noticias

 

El Ayuntamiento de Muskiz ha encargado al Consorcio de Aguas la redacción de los proyectos de saneamiento de los barrios de Carrascal y Santelices y de los trabajos destinados a corregir unas deficiencias detectadas en la zona de Memerea. Esta actuación es la fase previa para que el consistorio determine qué trabajos se ejecutarán durante el próximo ejercicio.

Dentro de la política de dotación de servicios básicos a los distintos barrios del municipio de Muskiz, el Ayuntamiento tiene previsto seguir incorporando zonas a la red de saneamiento y paliando las deficiencias detectadas en los abastecimientos de agua potable y de canalización de las pluviales. Tras los recientes trabajos realizados en Villanueva y La Rabuda, las próximas actuaciones previstas son las de Carrascal, Santelices y Memerea.

El proyecto que el Consorcio va a redactar para el barrio de Carrascal estudiará la incorporación de cinco viviendas a la red de saneamiento y la eliminación de puntos de vertido. Con esta actuación se pretende mejorar la calidad de las aguas de los ríos y del entorno en general de esta zona rural.

Los trabajos a realizar en el barrio de Santelices serán de similares características. Sin embargo, las deficiencias a corregir en Memerea se centrarán en disminuir la carga o presión de agua que llega a la zona y diferenciar las canalizaciones de aguas pluviales y fecales.

Una vez el Consorcio de Aguas tenga redactados los proyectos, los responsables municipales determinarán qué actuaciones podrán acometer, en función de las características de los trabajos y el importe final de cada una de las obras.